Exoesqueleto Ekso Gt

Exoesqueleto Ekso Gt

En SINAPSE Neurología tomamos la decisión de incorporar un exoesqueleto robótico a nuestro arsenal terapéutico, convirtiéndonos en 2015 en el primer centro privado a nivel nacional en contar con este tipo de dispositivo. En 2018 fuimos nombrados “CENTRO DE REFERENCIA EUROPEO para la Terapia con EKSO GT”

Los exoesqueletos se plantean en la actualidad como una de las principales alternativas para el tratamiento de Lesión Medular y, en los últimos años, de Ictus-Accidente Cerebrovascular, Traumatismo Craneoencefálico, Esclerosis Múltiple, Síndromes Cerebelosos, Parkinson, Ataxias o cualquier patología neurológica que curse con alteraciones de la marcha, es decir, cuadros clínicos en relación al denominado Síndrome de la Motoneurona Superior.

El trabajo con el exoesqueleto nos permite una rehabilitación específica en la capacidad para caminar con gran cantidad de pasos en poco tiempo, promoviendo una marcha más fisiológica. Nos ofrece, también, un método innovador para la movilización temprana.

El alto número de repeticiones de los pasos activos favorece la neuroplasticidad y ayuda a conseguir un resultado terapéutico significativamente mejor.

Ventajas

  • Bipedestración y marcha precoz
  • Reeducación la marcha hacia un patrón más funcional
  • Aumento de los tiempos de trabajo en bipedestración
  • Control exhaustivo y feedback constante
  • Facilita el aprendizaje motor
  • Permite caminar en diferentes entornos

¿Qué notará el paciente?

  • Mejoría a nivel sistémico: respiratorio, circulatorio, cardiovascular, vesical e intestinal, etc.
  • Reducción de espasticidad/hipertonía
  • Mayor activación muscular
  • Mejoría del equilibrio y control motor durante la marcha
  • Mejoría en el esquema corporal y línea media
  • Contracción muscular y carga de peso orientado a la prevención de osteoporosis
  • Alivio del dolor neuropático
  • Beneficios psicológicos

“El EksoGT es una herramienta terapéutica única para pacientes en la fase aguda de una afección neurológica, proporcionando mucha más calidad y cantidad de movilidad temprana que los tratamientos convencionales. En las fases posteriores nos da versatilidad para enfocarnos en los objetivos específicos, como el desarrollo de la fuerza, la precisión del modo de andar, la superación del miedo a caminar al aire libre o el desarrollo de la resistencia. Como clínicos preocupados por el bienestar de nuestros pacientes, nos está permitiendo ir más allá en nuestros tratamientos y todos los pacientes nos han dado un fantástico feedback cuando lo usan.”

Carlos Rodríguez y Tania Romeu